100 Montaditos presenta un plan para paliar su desastre en EE UU

negocio-franquicia-100-montaditos

La compañía propietaria de la cadena de bares 100 Montaditos, Restalia, ya ha presentado su plan para salir del concurso de acreedores en el que está inmerso en Estados Unidos, país donde ha cosechado un estrepitoso fracaso en su agresiva expansión internacional, al no lograr imponer su modelo de negocio a una sociedad tan volcada con el fast-food. La empresa dirigida por José María Fernández Capitán ha propuesto a la banca pagar solo el 33% de la deuda y una simplificación de sus filiales. Un juez estadounidense tiene ahora la última palabra.

En su plan de rescate propuesto a los acreedores –que tiene que ser revisado por un juez estadounidense para dar el visto bueno siempre y cuando el comité de acreedores acepte el sacrificio propuesto por Restalia–, 100 Montaditos ha ofrecido abonar 33 centavos por cada dólar que adeuda. Los acreedores le reclaman 27 millones de dólares, de los que casi 22 corresponden a las requerimientos de los franquiciados y dos a los propietarios de los locales que estaban arrendados. Por el contrario, 100 Montaditos USA considera que la deuda real o no garantizada a pagar es de apenas 6 millones de dólares, una cuarta parte de lo que le exigen los distintos demandantes. Una diferencia muy elevada, por lo que el plan deberá ser aprobado por el comité de acreedores.

La filial estadounidense, 100 Montaditos USA considera que la deuda real o no garantizada es de 6 millones de dólares, un cuarto de lo que le exigen los distintos demandantes. El grupo español, que solicitó acogerse a la norma conocida como Chapter 11 -similar al concurso de acreedores en España- tras declararse en bancarrota en Estados Unidos, ha planteado, además de la quita de la deuda, una reestructuración de sus filiales, que pasarán de catorce a tan solo cuatro. 100 Montaditos llegó a tener 15 restaurantes repartidos entre el estado de Florida y en la costa este, pero desde que presentó la declaración concursal ha cerrado al menos cuatro locales. Varios de ellos estaban en las mejoras zonas de Miami, donde el precio por metro cuadrado es muy caro.

Pese a la agresividad de la quita, poco habitual en los procesos similares en España salvo en casos de grave crisis, a los bancos y a los franquiciados no les quedan muchas opciones si quieren recuperar algo de lo que les adeuda. Fuentes oficiales de Restalia confian en obtener todas las autorizaciones el próximo mes de octubre para volver a la normalidad.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.